MPHH 2

MPHH 2

PLAN CÓNDOR: UNA COORDINACIÓN REPRESIVA


La Justicia italiana dictó cadena perpetua a Francisco Morales Bermúdez, expresidente del Perú, junto a siete de los 27 exmilitares y funcionarios policiales. Por su participación en la muerte de una veintena de italoamericanos durante el llamado Plan Cóndor en países de América Latina. Por ello han sido imputados 27 militares de Bolivia, Chile, Perú y Uruguay.

Pero ¿sabes en qué consistió? ¿Cómo se ejecutaba? ¿Quiénes eran los principales actores? ¿Cómo se descubrió? ¿Qué consecuencias dejó esta operación? Estas son las preguntas claves para que entiendas qué era el Plan Cóndor.

¿Qué fue?

El denominado Plan Cóndor fue una coordinación represiva o conspiración entre los servicios de inteligencia de las dictaduras que gobernaban países del Cono Sur (Argentina, Chile, Uruguay, Brasil, Paraguay, Bolivia). En coordinación con Estados Unidos y la Agencia Central de Inteligencia (CIA, por sus siglas en inglés).

Creado un 25 de noviembre de 1975. Durante una reunión entre el jefe de la dirección de inteligencia chilena, y líderes de la inteligencia militar Argentina, Bolivia, Paraguay y Uruguay.

Se constituyó como una organización clandestina internacional. Ejercía tareas de represión el terrorismo de Estado. Contra opositores a las dictaduras de Chile, Argentina, Brasil, Paraguay, Bolivia y Uruguay.



¿Cómo se ejecutaba?

A través de operativos de inteligencia o de las fuerzas armadas de los distintos países participantes. Se desplazaban libremente en el territorio de los otros para secuestrar, desaparecer o asesinar a sus conciudadanos.

¿Quiénes eran los principales actores?

Documentos desclasificados revelan que el Plan Cóndor fue ideado tras una reunión realizada en Santiago de Chile entre Manuel Contreras, el jefe de la Dirección de Inteligencia Nacional (DINA), brazo ejecutor policial y secreto de la represión instaurada por Augusto Pinochet. Y los líderes de los servicios de inteligencia militar de Argentina (gobernada por Isabel Martínez de Perón), Bolivia, Paraguay y Uruguay (estos últimos con gobiernos militares).

El periodista e investigador estadounidense Cristopher Hitchens considera también que el entonces secretario de Estado de Estados Unidos, Henry Kissinger, fue el ideólogo de esa acción represiva. Al permitir que la Agencia Central de Inteligencia (CIA), diera instrucciones al jefe de la DINA. Y usara la Escuela de las Américas para ello.

Se dice que otros países como Perú, Colombia (con la organización paramilitar colombiana conocida como Alianza Americana Anticomunista) y el terrorista de Luis Posada Carriles, participaron en esta operación, de acuerdo con lo revelado por los archivos del terror.
¿Cómo se descubrió?
El 22 de diciembre de 1992, un volumen importante de información sobre la Operación Cóndor salió a la luz. Cuando José Fernández, un juez paraguayo, visitó una comisaría en el Lambaré, Asunción, para buscar archivos de un ex preso político. En su lugar se encontró con lo que se conoció como los Archivos del Terror. Donde se detalla el destino de miles de latinoamericanos secretamente secuestrados, torturados y asesinados por los servicios de seguridad de Argentina, Bolivia, Brasil, Chile, Paraguay y Uruguay. Algunos de estos países han utilizado desde entonces algunas partes de este archivo para procesar a ex oficiales del ejército. Los archivos cuentan 50 000 personas asesinadas, 30 000 desaparecidos y 400 000 encarcelados. Una publicación del matutino ABC Color, de Asunción, dio cuenta el 3 de diciembre de 2012, que no fue una “casualidad” el descubrimiento de los “Archivos del Terror”. Sino consecuencia, tardía por las difíciles condiciones políticas de Paraguay, de las operaciones de contrainteligencia relatadas por Alberto Nadra en un libro publicado en noviembre de ese año.

De acuerdo con estos archivos, otros países como Perú, cooperaron en diversos grados. Proporcionando información de inteligencia en respuesta a las peticiones de los servicios de seguridad los países del Cono Sur. A pesar de que Perú no se encontraba en la reunión secreta de noviembre de 1975 en Santiago de Chile, hay pruebas de su colaboración con los regímenes del Cono Sur. Por ejemplo, en junio de 1980, se conoció que el gobierno peruano colaboró con agentes argentinos del Batallón de Inteligencia 601 en el secuestro, tortura y desaparición de un grupo de Montoneros que se encontraban exiliados en Lima.

¿Qué consecuencias dejó esta operación?

Según los llamados archivos del terror, el Plan Cóndor dejó un saldo de 50 mil muertos. Alrededor de 30 mil desaparecidos y 400 mil presos.

A estos resultados se les suma las torturas. El traslado de detenidos a otros países. El constante seguimiento y vigilancia a los enemigos políticos.