PPK: 48 HORAS Y YA METIÓ LA PATA


Por: ALFONSO BAELLA

Los resultados electorales son una enorme oportunidad para explicar el modelo económico, sus bases esenciales y los beneficios directos que ha traído y tiene para la población. Las dos candidaturas que pasaron a la segunda vuelta; Keiko Fujimori y Pedro Pablo Kuczynski, son pro mercado, pro sistema y pro inversiones; en pocas palabras pro Perú. ¿Cómo harán los electores para diferenciar una candidatura de otra? Veamos. Si las diferencias no son, a simple vista, radicales ni extremas, entonces deberíamos tener tiempo de sobra para cotejar, comparar y para pensar qué le conviene más al país. En los temas fundamentales como educación, salud, seguridad e infraestructura es posible que hayan más coincidencias que discrepancias, pero donde es posible que sí veamos posiciones distintas es en lo económico y en lo político.

Sobre lo primero –y sólo como ejemplo- Pedro Pablo propone rebaja del IGV, del 18% al 15%, mientas que Keiko usar el fondo de estabilización fiscal para lanzar un shock de inversión publica. Ambas medidas deberán explicarse para determinar el efecto sobre la caja fiscal, en el caso de Kuczynski, y sobre el riesgo financiero, en el caso de Fujimori. Pero es en lo político donde casi de entrada ya se nota una diferencia. Mientras Keiko mantiene una postura prudente producto de su 40%, Pedro Pablo habla de visitar a Gregorio Santos en la cárcel, mientas que Meche Araoz encuentra coincidencias con el plan del Frente Amplio, y Martín Vizcarra señala que con Marco Arana comparten pensamientos sobre como combatir la pobreza.

Si a esto sumamos el ataque de Mario Vargas Llosa, Nadine Heredia y Pedro Cateriano a Keiko por las declaraciones que esta dio el Domingo en la noche en relación al asesinato de más de una decena de soldados en el VRAEM, parece claro que por lo menos el gobierno ya está alineado con los PPKausas y una parte de la izquierda está siendo intensamente cortejada. Si esa izquierda vencedora acepta ese abrazo aún es una incógnita. Goyo, por lo menos, ya lo desairó por twitter: “Es lamentable que PPK por votos quiera acercarse a nosotros”.

PPK comete así su primer error a sólo 48 horas de haber sido salvado por los propios electores simpatizantes fujimoristas y apristas que votaron por él para que no pase Verónika Mendoza. Si PPK, y quienes lo acompañan, creen que ganaron porque son más que la izquierda están más que confundidos, engañados. Pedro Pablo se salvó la primera vez por la salida de Acuña y Guzmán, la segunda vez porque las redes sociales alertaron del peligro antisistema. No se cuantas vidas tendrá PPK pero que no crea que alguien vendrá ahora a salvarlo por tercera vez y menos que esa salvación vendrá desde las páginas del glamour europeo. Antes que alianzas electoreras lo que debería hacer es afirmar sus diferencias y las virtudes si acaso se ha dado cuenta cuales son.