SALVAJES VENDEDORAS DE ACOMERCED DESFIGURAN ROSTRO A EMPLEADA


Milagros Castro es una joven de 25 de años que resultó desfigurada tras ser víctima de una agresión al interior del centro comercial Acomerced en Huacho. La denunciante señala:  "Fueron varias personas las que me pegaron, arañaron el rostro, arrancaron mi cabello y golpearon en diversas partes del cuerpo".

El móvil del ataque habría sido la pugna por los clientes. Y es que Milagros trabaja como vendedora en un puesto de venta de zapatillas y, según refiere, "ellas (sus agresoras) sienten envidia por que mi stand tiene mayor clientela. 

Ayer se suscitó un altercado verbal con mi jefe y al salir en su defensa, me ocasionaron todo este daño", dijo la mujer que ya presentó la denuncia ante la Fiscalía.